Acerca de mí

Uno de mis primeros recuerdos es la satisfacción de poder leer de corrido una frase en un libro infantil de Heidi. Era un librito blanco, con las ilustraciones de la serie de animación de Miyazaki, y creo que ahí, a la tierna edad de cinco años, se fraguó mi destino, que desde entonces siempre iría ligado a la literatura, al cómic y a la necesidad de crear y contar historias.

Al acabar el instituto estudié (por orden de inicio) Criminología, japonés e inglés. Los idiomas los continué, pero cambié el último año de Criminología por una carrera mucho más adecuada para mí: la de Filología Española.

Estas elecciones académicas, junto con una locura maravillosa llamada DOKI DOKI, me han llevado hasta donde estoy ahora.

54682331

DOKI DOKI fue el primer fanzine dedicado al manga hecho en España por chicas. ¡Hablamos del año 1995! Hace ya… uffffff… 21 añitos!!! En total sacamos 10 números, y gracias a él conocimos a un montón de gente que, en aquellos tiempos, estaban comenzando a asentar las bases del actual mercado editorial del cómic y el manga.

Como yo sabía algo del idioma, conocía las obras y, sobre todo, estaba licenciada en Filología Española, me contrataron como correctora para las primeras líneas de manga que comenzó a sacar la, por entonces, editorial Planeta DeAgostini. De ahí pasé a traducir algunos títulos, y más tarde entré en un estudio, también dedicado al cómic y a las revistas, donde aprendí desde abajo todos los entresijos del mundo de la realización editorial. Con los años, y tras ejercer de editora para un pequeño sello de cómic (actualmente desaparecido), acabé donde había empezado: en Planeta, esta vez como una de las editoras de cómic.

No duré mucho (¡ah, la crisis!), pero todo lo que aprendí me sirvió para montar, con la ayuda de mi socio, un modesto estudio de trabajos editoriales desde el que servimos a un buen número de editoriales. Gracias a esto he podido dedicarme a lo que realmente me gusta: editar, corregir, escribir y traducir.

Y de escribir y traducir es de lo que quiero hablar en mi web, así que… ¡preparaos para mis paranoias! Avisados quedáis.